Síguenos

Series

Jack Bauer se convierte en Presidente en Designated Survivor

Publicado

el

designated survivor reseña

No importa como lo veas, el nuevo drama Designated Survivor protagonizado por Kiefer Sutherland tiene un sabor inmediato a la popular serie que el mismo actor protagonizó en FOX, y que lo inmortalizó como el invencible agente Jack Bauer en 24.

La nueva serie de Sutherland, Designated Survivor, producida por ABC y transmitida también en Netflix, se vende a si misma como una misma historia, cuando en realidad se trata de cinco o seis al mismo tiempo. Con algunas lineas argumentales interesantes y otras frustrantes, el equipo creativo nos hace pensar que la premisa principal no es suficiente para sostener la serie por mucho tiempo.

La premisa es la mejor parte del show y pone a Sutherland de nuevo en territorio conocido sin siquiera tener que pedirle que interprete a Jack Bauer de nuevo. Aquí comienza como el aburrido secretario de la Vivienda, Tom Kirkman. Un miembro ignorado del gabinete presidencial que es despedido, bueno convertido en embajador, el mismo día en que prácticamente todo el gobierno de Estados Unidos fallece a causa de un ataque terrorista. Como dice la ley, cada vez que el gobierno completo de Estados Unidos se reúne en un sólo lugar, se escoge al azar a un “sobreviviente designado” (de ahí el titulo de la serie) para encabezar el gobierno en caso de un trágico escenario.

Kirkman es un político honesto (aquí te das cuenta que se trata de ciencia ficción) y débil, que no se enfrenta al resto de su clase. Incluso frente a los ojos de su esposa comienza a perder valor como hombre. Utiliza lentes y es un completo nerd, además de que en realidad pone atención a las juntas del gabinete en vez de jugar en su iPad. Su temple es puesto a prueba en los primeros minutos del primer episodio al enfrentar una reunión de seguridad en completo caos, en dónde nadie piensa que esta calificado para tomar decisiones. Un político mediocre, relegado del discurso del presidente y exiliado a una embajada en Canadá, súbitamente es el hombre más poderoso de los Estados Unidos.

Pero Designated Survivor juega con demasiadas ideas en su primera temporada. En ocasiones quiere ser House of Cards, otras The West Wing y hay momentos que hasta me recuerda la comedia Veep. Existe una investigación del ataque, a cargo de la agente federal Hannah Wells (Maggie Q), que se siente más obligatoria que esencial. Además se gasta demasiado tiempo en manejar las crisis familiares del presidente, su esposa Alex (Natasha McElhone) su problemático hijo adolescente Leo (Tanner Buchanan) y de su pequeña hija Penny (Mckenna Grace). Todos sabemos que cuando involucras a cualquier adolescente en la trama, todo se va al “·%&%.

designated survivor kieferEstos dramas juveniles, nos dejan en claro que el creador de Designated Survivor, David Guggenheim, no aprendió nada de los tropiezos que los escritores de 24 tuvieron con Kim Bauer.

Y como Guggenheim tiene que presentar las piezas claves de muchas sub tramas en el primer episodio, la fuerza emocional no es tan fuerte como debería haber sido. Y esto se replica en los 9 episodios siguientes. En algunos puntos, la velocidad debería reducirse, tomar un respiro y batallar emocionalmente con el hecho de la muerte de casi mil personas, entre ellas, todos los líderes importantes de Estados Unidos, pero hay tanto por contar que no nos dan el tiempo para procesarlo.

Aún así, Kiefer Sutherland + Terroristas + La presidencia es una excelente formula dramática para disfrutar, sobretodo en Netflix. Y créeme que el final de la primera temporada sin ser dramáticamente sorprendente de dejará buscando el inexistente próximo episodio.

designated survivor actores

designated survivor designated survivor 3

Noticias, reseñas y novedades del mundo del cine, la televisión y el internet.

Continúa Leyendo
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *




Copyright © 2024