Reseña de Operación Overlord

¿Recuerdan cuando todos estaban seguros de que Operación Overlord formaba parte del Universo Cloverfield hasta el punto de que la llamaban `Cloverlord´? Bueno, no es la tercera parte de esa saga, pero la película finalmente está aquí y es extremadamente entretenida si la tomas como lo que realmente es. El director Julius Avery ha creado una impresionante cinta que en ocasiones se parece más a Rescatando al Soldado Ryan que a 28 Días Después.

Justo como la primera película de Depredador (1987) Operación Overlord comienza como un drama de guerra y de repente cambia de velocidad y de género hacia el mundo de los zombies/monstruos.

La primera escena la hemos visto antes en grandes películas bélicas, un grupo de soldados se prepara para invadir Francia desde el aire. Es una secuencia intensa que dicta el tono del resto de la cinta, en dónde podemos conocer a un grupo de norteamericanos, escuchamos sus quejas, justo antes de que su avión sea derribado hacia las agonizante y horrenda realidad de la guerra.

Es una escena obscura pero hermosa, con un cielo francés lleno de explosiones y balas que Avery filma como si fuera un gran veterano. Overlord es apenas su segunda película como director, aunque el productor J.J. Abrams tuvo varias visitas al set.

Los sobrevivientes, encabezados por los personajes de Jovan Adepo y Wyatt Russell se encuentran con Chloe (Mathilde Ollivier), una francesa rebelde que se ha visto obligada a llegar a un acuerdo sexual con un oficial nazi para no perder su casa y su vida. Este nazi es el Dr. Wafner (Pilou Asbæk) notoriamente malvado por el hecho de ser nazi y un violador de mujeres, pero no sabemos nada más de él. Pronto descubren su plan secreto de desarrollar sueros para crear soldados milenarios para el Reich.

Debes saber esto: Antes que nada, Operación Overlord es una película de guerra y en segundo lugar una película de zombies y funciona si entiendes esto.

Una vez que comienza a llover sangre, el gore es extremo, con intestinos expuestos, cabezas cercenadas con médulas espinales volando por todos lados. Los efectos son prácticos, casi de serie B, sobre todo cuando vemos partes faciales de los personajes salir volando. Como una película de horror, Operación Overlord es un verdadero tributo a Re-Animator (1985).

¿Qué dice la crítica de Operación Overlord?

El mejor aspecto de Operación Overlord se da con los lazos entre militares, gracias a la gran química del elenco que hace que te importen los personajes a pesar de desconocerlos. Esto hace que la carnicería y el horror de la segunda mitad de la película no sólo sean entretenidos, sino que le da validez emocional.

Avance subtitulado de Operación Overlord

  • 5
    Shares