Si ya viste el avance, sabrás que James McAvoy interpreta a Kevin, un paciente psiquiátrico que sufre un Trastorno de Identidad Disociativo, lo que provoca que tenga 23 personalidades diferentes y McAvoy interpreta algunas de ellas de manera excelsa en Fragmentado (Split).

M. Night Shyamalan tomó la acertada decisión de no exponernos a todas las personalidades de Kevin, muchas de ellas podrían arruinar la historia del director y escritor de 46 años en uno de sus mejores thrillers psicológicos. Tratando de repetir el éxito de su cinta más emblemática, El Sexto Sentido (The Sixth Sense, 1999), Shyamalan se apoya en muchos recursos que involucran comienzos místicos y finales sorpresas. La crítica ha sido cruel con sus películas, a veces justificadamente (Lady in the Water, The Last Airbender, After Earth) y en algunas injustificadamente (Signs, The Village y en especial Unbreakable). Esto tal vez se deba a que el cineasta puso el nivel de exigencia demasiado alto con su primera cinta. “Veo gente muerta” es posiblemente una de las frases más reconocidas de la historia del cine.

Después de varios tropiezos, que incluso obligaron a los equipos de marketing a ocultar su nombre en la promoción de su última película(After Earth), Fragmentado definitivamente debe ser calificado como uno de sus éxitos. McAvoy merece gran parte del crédito, con su actuación logra levantar una historia banal de chicas en peligro a niveles inesperados.

¿De que trata Fragmentado?

Después de una fiesta de cumpleaños, la popular Claire (Haley Lu Richardson) Marcia (Jessica Sula) y la rebelde Casey (Anya Taylor-Joy), son secuestradas por una de las personalidades de Kevin y las lleva a un búnker. “Dennis” (otra personalidad de Kevin) tiene la cabeza rapada y es terroríficamente confiado, le dice a las chicas que se desnuden en preparación para su sacrificio como “comida sagrada.” Ellas y nosotros estamos igual de aterrados. Pero Casey, con sus propios secretos, tiene un objetivo que no verás venir. Taylor-Joy se consolida como la actriz que mostró potencial en The Witch con un giro asesino. Su personaje puede manipular a Kevin cuando se muestra como Dennis o la aterradora “Señorita Patricia.” Pero es especialmente astuta tratándolo como “Hedwig”, un niño de nueve años que puede saber el secreto para liberarlas de este infierno.

Esto pudo resultar un truco barato de no ser por la forma en que Shyamalan nos deja entrar al trauma infantil que empujó a su victimario a tener múltiples personalidades. Todo comienza cuando Kevin, presentado como la diva de la moda “Barry”, entra a la oficina de la Dra. Fletcher (Betty Buckley), en busca de ayuda. Esta veterana actriz, ha brillado tanto en musicales de teatro, que es posible que hayas olvidado su excelente capacidad en los dramas. Esta psiquiatra tiene el objetivo de actualizarnos en la condición de Kevin, como una exposición humana. Sin embargo, la grandiosa Buckley le da tanta empatía a su personaje, que nos permite ver a Kevin como un ser humano y no como un recurso desarrollado para crear suspenso.

Y así nos vemos envueltos en una serie de shocks y reveses que toman un predecible pero decepcionante giro hacia lo sobrenatural. Shyamalan no puede contenerse a si mismo. Pero afortunadamente tiene a McAvoy interpretando a estos personajes en serio, con todo lo que tiene, como si significaran algo. Y gracias a él, lo hacen.

Fragmentado (Split) es una película de horror altamente efectiva que obtiene el máximo de su familiar y claustrofóbico entorno, creado en parte por su cinematógrafo Mike Gioulakis y la diseñadora de producción Mara LePere-Schloop. Shyamalan y su elenco encuentran continuamente formas inteligentes para darle a esta película su propia personalidad.

Avance subtitulado de Fragmentado