Mel Gibson está de vuelta, dirigiendo con maestría una sangrienta película bélica sobre… la paz. Puede ser que tengas problemas con el pasado de furia e intolerancia de la estrella convertida en director. Pero no tendrás ningún problema con Hacksaw Ridge, titulada en México como “Hasta el último hombre” una película sobre un diferente tipo de corazón valiente.

Basada en hechos reales, cuenta la historia del soldado raso de primera clase Desmond T. Doss durante la segunda guerra mundial, lo que le valió ser el primer objetor de conciencia en recibir la Medalla de Honor del Congreso. Andrew Garfield, en la mejor actuación de su carrera hasta ahora (Silencio de Martin Scorsese se estrena el 23 de diciembre) interpreta a Desmond, un muchacho luchador de las montañas Blue Ridge de Virginia que jura nunca levantar un arma – casí mató a su padre con una – y jura vehementemente ir a combate como un médico. ¿Cómo logra este delgado pacifista, un devoto religioso, ingresar al frente de batalla dónde tienes que disparar sólo para permanecer con vida?

Ese es el corazón de la película que Gibson dirige sin tontas honestidades de un guión escrito por Robert Schenkkan (The Pacific) y Andrew Knight, que logran evitar los clichés y en verdad tocar un nervio sensible. El padre de Desmond, Tom (un genial Hugo Weaving) está tan traumatizado por su servicio en la primera guerra mundial que le prohibe a su hijo enlistarse. Los chicos, que no tienen ningún problema en desafiar a su padre cuando abusa de su madre Bertha (Rachel Griffiths) estando ebrio, lo desafía de nuevo.

Hal (Nathaniel Buzolic), hermano de Desmond se enlista poco después de que los japoneses bombardean Pearl Harbor. Y nuestro héroe, aunque está locamente enamorado de Dorothy (Teresa Palmer) esta determinado a seguirlo.

hacksaw-ridge-mel-gibson-resen%cc%83a-4

El entrenamiento básico proporciona nuevo significado a los motivos de Desmond, que no evita sus deberes, con excepción de práctica de rifle. Esa decisión enfurece tanto al Sargento Howell (Vince Vaughn) como a sus compañeros reclutas, que confunden sus principios con cobardía. Existen intentos por hacer que este renegado deje el ejército, incluso con la amenaza de una corte marcial. Garfield realiza un tributo al personaje al comprometerse completamente y no deja que emociones fáciles maticen las fuertes convicciones del personaje.

Mel GIbson y Andrew Garfied.
Mel GIbson y Andrew Garfied.

No sorprende que las escenas de batalla son las que provocan que Hacksaw Ridge cobre vida, con Gibson en la dirección y el cinematógrafo Simon Duggan rehusándose a distraerse de las ásperas realidades de un campo de guerra. La cinta toma su nombre de una fortaleza japonesa que el batallón de Desmond debe destruir para poder ocupar Okinawa. Gibson captura la carnicería bélica más brutal y sangrienta desde su propia Corazón Valiente y la secuencia inicial del desembarco en Normandía que vimos en Salvando al Soldado Ryan. Y es aquí donde Desmond, manteniéndose detrás de sus tropas que son obligadas a retroceder, regresa una y otra vez entre las balas, bombas y granadas para salvar a soldados heridos, 75 en total, bajándolos con una cuerda por la cresta para que estén a salvo.

Gracias a algunas de las mejores escenas de batalla jamás filmadas, Gibson demuestra otra vez sus fuertes dotes como cineasta, capaz de yuxtaponer salvajismo con dolorosa ternura. Siempre ha habido más que un golpe de adrenalina en su trabajo, recuerden Corazón Valiente (con la que ganó un Oscar como mejor director), La Pasión de Cristo (la película independiente clasificación R más exitosa de la historia) y la obra maestra (e incomprendida) Apocalypto, tristemente estrenada cerca de la época en que policías de Los Angeles lo detuvieron por manejar alcoholizado y su berrinche antisemita, lo mandó a una prisión social. Como una persona no grata.

Hacksaw Ridge ha sido mencionada como el regreso de Gibson, ¿pero quién podría asegurarlo?. Lo que es claro que es que el director a creado una película sobre la familia, la fé, el amor y el perdón puestos a prueba en la arena de un conflicto violento. Una película que no querrás perderte.

Avance subtitulado de Hasta el último hombre

Imágenes de Hacksaw Ridge

president-harry-truman-presenting-desmond-doss-with-the-medal-of-honor-on-oct-12
El presidente Harry Truman le entrega al soldado Desmond Doss le medalla de honor del Congreso de Estados Unidos.

hacksaw-ridge-mel-gibson-hugo-weaving

hacksaw-ridge-mel-gibson-resen%cc%83a-3 hacksaw-ridge-mel-gibson-resen%cc%83a-6