El thriller de crimen y misterio London Fields terminó de filmarse en 2015, pero aunque prácticamente nadie la ha visto, ha generado una gran cantidad de polémica. La razón es que la película se encuentra en el centro de una batalla legal entre el director Matthew Cullen y el productor de la cinta, Chris Hanley. Los reclamos se deben a falta de pagos y a que la película fue re editada por el productor Hanley y con la que el director no está de acuerdo, por lo que no quiere que su nombre aparezca en los créditos.

A primera vista esto podría verse sólo como una disputa creativa, pero los detalles son mucho más profundos que eso. Al grado de que la actriz principal, Amber Heard, también ha presentado una demanda. Parece ser que el productor Chris Hanley ha insertado escenas pornográficas hardcore en su propia versión de London Fields.

Por supuesto que las escenas no fueron filmadas con Amber Heard, sino con una doble de cuerpo. Aún así, Heard se siente perjudicada por la situación, ya que es seguro que la audiencia no está consiente de estos trucos. ¿Entenderán todos que la mujer desnuda teniendo sexo explícito no es Amber Heard? Esta molestia es comprensible, pues la actriz no aceptó esto. En el pasado ha aceptado aparecer desnuda de manera voluntaria (The Informers), el problema es el engaño.

Estos delicados aspectos se acuerdan mucho antes de que el actor o actriz filme su contrato. La cantidad de piel que están dispuestos a mostrar no puede ser cambiada. Heard firmó un acuerdo con Hanley, y el director Cullen lo respetó cuando filmaron la película. Fue Hanley quien rompió el acuerdo al editar su “Producer´s Cut” y a su visión, enriquecer las escenas de Heard.

La actriz busca que la versión de London Fields de este productor, jamás vea la luz del día. Podrás ver a Amber Heard próximamente como la reina Mera, el interés romántico de Aquaman en Justice League.

London Fields también esta protagonizada por Cara Delavingne, Jaimie Alexander, Theo James, Jason Isaacs, Billy Bob Thornton y Jim Sturgess.